Mamá opositora

Mamá opositora

¿Eres madre y estás opositando o pensando en hacerlo? ¡Esto te interesa!

Sabes que tu objetivo es ser funcionaria pero, antes de tomar la decisión tienes que tener en cuenta:

  • Es un camino largo.
  • Necesitas el apoyo de familiares.
  • Habla con amigos o personas que estén dentro de este mundo, ¡empápate!

No es fácil, pero para opositar siendo madre necesitas encontrar el equilibrio en tu día a día.

Tiempo de estudio

Lo más básico antes de empezar a estudiar es:

  • Organizar tu zona estudio.
  • Pensar qué tiempo puedes dedicar a estudiar (cuándo y cuánto puedes dedicar).

Intenta aprovechar al máximo los momentos en los que:

  • Tu familia está realizando otras actividades.
  • Tus hijos están en el colegio o fuera de casa.
  • Tus hijos están durmiendo.

Cuando tienes cargas familiares, lo mejor es estudiar:

Planificación

¡Para ser una reina de la organización tienes que planificar hasta el último detalle!

Si tienes una buena planificación tendrás:

  • Mayor motivación por tu estudio.
  • Mejor concentración.
  • Mayor efectividad y eficacia en tu estudio.
  • Divide el estudio por partes, planificación diaria, semanal, mensual…
  • Menos momentos de agobio.

Lo más importante a la hora de planificar consiste en marcarse objetivos:

  • Reales.
  • Alcanzables.
  • Cuantificables.
  • De dificultad progresiva.

Temario

Es imprescindible contar con un buen temario.

Ya te contamos las 8 claves que debe tener un temario de oposiciones perfecto pero, ¡te las recordamos!

  1. Personalización.
  2. Distinción entre literalidad de la ley e interpretación.
  3. Cantidad de preguntas y supuestos suficientes.
  4. Distribución variada de las preguntas.
  5. Actualizaciones rápidas.
  6. Inclusión de ejemplos.
  7. Ideas calves destacadas.
  8. Posibilidad de estudiar en equipo.

¿Y si además de madre opositora también estás trabajando?

Parece una locura pero, ¡es posible!

Pero tienes que tener en cuenta estos consejos:

  • No te marques una fecha fija para conseguirlo.
  • Disfruta de cada día junto a los tuyos.
  • Piensa que el sacrificio no lo haces por ti, sino por vosotros.
  • Intenta hacer que tus hijos formen parte de tu estudio, enséñales lo que es la dedicación e intenta que ellos también «estudien» (pintar, leer, deberes, ejercicios…) mientras lo haces tú.

Descanso y disfrute del tiempo en familia

Como todos comentan, la oposición es una carrera de fondo, va a ser parte de tu vida durante un tiempo, y, como no eres una máquina: ¡Tienes que descansar!

Busca un día a la semana para descansar y aprovecha para:

  • Salir del opozulo.
  • Olvidarte de las leyes por un día.
  • Reírte y disfrutar junto a los tuyos.
  • Salir a cenar, leer un libro..
  • O, simplemente, descansar y dejar la mente en blanco.

Además, ¡no te puedes olvidar de descansar durante tu sesión de estudio!

Resumiendo… Para ser la mejor mami opositora necesitas:

  • Orden en tu estudio, en casa y en tu preparación.
  • Un temario y completo que cumpla nuestros 8 requisitos.
  • Una planificación con objetivos reales, alcanzables, cuantificables y progresivos.
  • Una buena rutina y ser lo más eficiente posible.

¿Cómo puedo ser más eficiente?

Puedes preparar tu oposición con el Método GoKoan, avalado empíricamente por grupos de estudiantes de la Universidad de Valencia y se basa, entre otros, en los principios de la psicología de la memoria.

También te puede interesar…

No hay comentarios

Añade tu comentario